Button Text! Submit original article and get paid. Find out More

El Vídeo Bofetada Más Divertida. Véanlo Niñas, Cuidado Con Los Muchachos!



NOTICIA:


Algunos aseguran que la cantidad de hombres maltratados es un 15% mayor que la de mujeres maltratadas. Según un estudio publicado por la “Revista americana de Salud Pública”, de cada 10 hombres 2 golpean a su pareja, y de 10 mujeres, 9 golpean a sus parejas.

¿Por qué un hombre permanece en una situación de maltrato?

Primeramente por la expectativa social, de las mujeres se espera que “aguanten”, se sacrifiquen, sean pacientes o que mantengan a la familia unida; pero de los hombres se exige que “dominen a su mujer”, por lo que una “retirada” se considera un acto de cobardía que puede terminar en actos de violencia verbal, emocional o rechazo de parte de la propia familia y amigos hacia el hombre que sufre maltrato.

Por otro lado, aun cuando un hombre no actúe según los estereotipos dominantes, puede tener otro tipo de prejuicios comunes respecto a las relaciones en donde se normalizan el control y la violencia. Creencias como:

• “Por amor debe soportarse todo”
• “Hasta que la muerte nos separe”
• “Divorciarse es un pecado”
• “Amar es sufrir”
• “El amor lo puede todo”
• “Las parejas apasionadas pelean todo el tiempo”
• La “pasión” es parte del romanticismo

Muchas veces se considera que los golpes, gritos y celos son parte del apasionamiento e incluso hay quien los considera románticos. Y la mayoría de nosotros aspira al amor romántico, porque así se nos ha enseñado que debe ser el amor.

El amor romántico es el tipo de amor ideal en el cual la persona amada es vista como perfecta y sin errores. En él existen celos y posesión; perdonar y olvidar se vuelve algo común, así como ceder con tal de no estar solo(a); sufrir es parte del amor romántico.

Este tipo de amor es el más buscado y hemos aprendido que así debe ser cuando amamos. Sin embargo, este tipo de amor lleva a relaciones violentas, y crea expectativas poco realistas. Al enfrentar la realidad hay enojo y frustración, y con frecuencia, también hay violencia.

Por otra parte, existe un tipo de amor en el que no hay violencia. Éste debería ser nuestra verdadera aspiración:

¡DÉJANOS TU COMENTARIO!

Comentarios